SanBlas

La amenaza de lluvia de ayer domingo impidió que la imagen de San Blas acudiera a su cita anual con las calles de Otura, pero ese detalle fue la única nota negativa de una mañana en la que los otureños acudieron en masa a la misa oficiada en la Iglesia de Nuestra Señora de la Paz por la festividad del patrón. Con el templo a rebosar de gente, el acto terminó con la tradicional bendición de roscas y panes, ya que la costumbre indica que el santo cura y protege de dolencias en la garganta. A la ofrenda asistieron también los representates del Equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Otura.

Los representantes políticos felicitaron al Coro de la Escuela de Música Villa de Otura por el trabajo tan destacado que están haciendo y por su participación en los actos de San Blas así como también mostraron su agradecimiento a la encomiable labor de la Banda de Música Villa de Otura, que tocó dos marchas pese a que el santo no pudo salir en procesión.

La ceremonia religiosa dio pasa a la I Feria de la Matanza, la fiesta que este año ha iniciado el Ayuntamiento de Otura y que congregó a más de mil personas en el Almacén de los Ajos. Ambos eventos se enmarcan dentro del programa ‘Vive tu pueblo’ emprendido por el Ayuntamiento en su próposito de preservar y recuperar las tradiciones más arraigadas en el municipio.